martes, 27 de enero de 2009

OBAMA

Escribía esto en La Verdad este fin de semana, en respuesta a la pregunta...

¿Qué esperas de Obama?

Al escuchar su discurso de investidura sentí una intensa emoción, la de estar viviendo cómo se escribía la historia; la de ver a un Presidente de los Estados Unidos afroamericano hablando de multilateralidad, de paz y dignidad ante millones de personas esperanzadas. Avanzaba y me venían a la mente los discursos de Zapatero, la Alianza de Civilizaciones, la apuesta por las energías renovables, el cambio de modelo económico, el necesario control de los mercados, la apuesta por la ciencia y la tecnología. Los valores que en nuestro país han triunfado. Un Presidente de la gran potencia que habla nuestro lenguaje, el de la socialdemocracia. Esperanzador.

Espero mucho, quizás demasiado, pero creo que el mundo ya ha avanzado con su elección. Deseo un nuevo rumbo en la política exterior, una mayor redistribución de la riqueza, en forma de sanidad y educación pública. Espero que no se vuelva a generar ni una guerra de forma unilateral (aunque ahora parece que todos, menos Aznar, se arrepienten). Afortunadamente, ya hay gestos, ha ordenado el cierre del horror de Guantánamo. Y espero una buena sintonía con España; Obama resaltó nuestro prestigio en el campo de las energías renovables, la primera vez que somos referencia para los Estados Unidos.

“En medio de una crisis y con una nación en guerra” decía Barack Obama, el reto no es pequeño y las expectativas generadas tampoco, añado. Espero y deseo un cambio de unos Estados Unidos destructores frente el mundo a ser una referencia clara de la socialdemocracia, Obama definió esto así: “Sacudir el polvo y rehacer los EEUU”. Afortunadamente, la triste época de Aznar y Bush ya es historia.

2 comentarios:

TuniViajero dijo...

Cuantas temas has tratado en este post... muchos muchos! Da para charlar tranquilos.
No creo que la época de Bush y Aznar sean historia, como cuando se tira una piedra a un estanque, las ondas tardan en llegar, pero llegan; y todavia vendran más.
Obama representa un pasito, un paso para unos EEUU menos EEUU.
Vamos a tardar mucho en ver cambios hermosos en ese pais, pero este es el camino. Ya van con mucho retraso... tienen mucho trabajo por hacer; tenemos mucho trabajo por hacer.
Sin embargo, la esperanza y la ilusión son el mejor motor para el cambio.
Un saludo y que no pare tu motor!

Anónimo dijo...

No fue EUA la que perdió la sintonía con España, fue ZP el que rompió relaciones unilateralmente con el país más poderoso del mundo. La cosas como son.